cata

Conceptos básicos para la cata

La cata nos permite captar a través de nuestros sentidos las propiedades organolépticas de
la cerveza. Ello nos permite distinguir los diferentes estilos y apreciar los rasgos más
característicos de cada uno de ellos. Con el tiempo, además, aprenderemos a evaluar de
manera correcta una cerveza.
Para ello debemos aprender algunos conceptos.
● Color: la gama de colores es amplia, desde el blanco al negro, pasando por tonos
rojizos o caramelo. Para apreciar correctamente el color de una cerveza coloca el
vaso de cara a la luz.
● Tono: dependiendo del filtrado tendrá mayor o menor brillo.
● Espuma: debemos observar la densidad de la misma, si es fina o cremosa, su
persistencia en el vaso y los matices de color.
● Vivacidad: es la forma en la se desprende el gas que se ha disuelto en ella. En
Tacoa prescindimos de utilizar gas inyectado.
● Aroma: captar el aroma lleva tiempo y se debe hacer de la manera correcta. Lo que
buscamos determinar es la intensidad del mismo, así como la fermentación y su
evolución en el tiempo).
● Gusto en boca: mediante sorbos iremos paladeando la cerveza tratando de
identificar los sabores. Debemos aprender a degustar la cerveza en las distintas
áreas de la lengua y con ello captar las distintas notas gustativas.
● Cuerpo: También en boca podremos apreciar la textura de la cerveza, detectando si
es espumosa, ligera, compacta, etc., así como la graduación alcohólica o notar el
azúcar residual que deja en boca y cómo perdura su sabor.
La suma de todos estos factores determinará la cata, en la que se evaluará también el
equilibrio y el balance existente entre todos ellos

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *